viernes, 4 de noviembre de 2011

Senderismo: El Torcal de Antequera - Sendero de la Escaleruela

Comenzando la nueva temporada de rutas de senderismo del último trimestre de 2011, el domingo 16 de octubre fuimos al famoso Torcal de Antequera. Desde hace tiempo tenía pendiente ir al Torcal, sus típicas formaciones rocosas kársticas en forma de "láminas apiladas" siempre me han llamado poderosamente la atención.

En principio sólo íbamos a hacer la ruta por el Sendero de la Escaleruela, que transcurre por el "Torcal Bajo", menos exigente para andar pero también visualmente menos espectacular . Pero una vez en ruta el guía nos dijo (para mi regocijo) que al finalizar esta ruta, el autobús nos llevaría al Centro de Visitantes del Torcal Alto, que es el Torcal que a mi realmente me hacia ilusión visitar.


Al principio de la ruta el paisaje era razonablemente llano. Discurría por un sendero de piedras de anchura variable, pero siempre con un amplio horizonte de montañas a la derecha.

En un punto llegamos a una amplísima zona de pastoreo, con multitud de reses pastando y tomando el sol plácidamente.



La forma de las montañas era bastante peculiar, con grietas horizontales que delataban capas de sedimento más solubles en agua y que con el tiempo fueron más erosionadas que el resto de capas.


A mitad de la ruta llegamos al Puerto de la Escaleruela, que da nombre a este sendero:


Durante la parada para descansar pude ver que a nuestra espalda el horizonte era casi lunar: escasa vegetación, montañas de forma desordenada...


La bajada del Puerto de la Escaleruela discurría por un sendero de piedra que permitía una bajada razonablemente cómoda.



A lo lejos podíamos ver claramente la localidad de Antequera:


Los picos que encontrábamos durante la bajada eran francamente impresionantes, entre ellos este del Pico Chamorro, con una altura de 1369 m:



Otra curiosidad que pudimos ver era un pico llamado "El Indio" o "Peña de los enamorados". A mi personalmente me cuadra más el nombre de "El Indio", ya que sus facciones angulosas coinciden con la imagen que tenemos de los indios de las películas:


Terminada la bajada del puerto, continuamos nuestro camino hasta una zona recreativa donde pudimos parar a comer, descansar y reponer fuerzas.


Una vez descansados, tomamos de nuevo el autobús para dirigirnos al Centro de Visitantes del Torcal Alto.

Reconozco que no puedo hablar demasiado de este centro de visitantes. Me pareció ver que tenía tienda de regalos y una cafetería con una amplia terraza. Lo cierto es que apenas entré sólo para usar sus baños. En cuanto pude salí a ver el Torcal y sus fascinantes montañas kársticas.


Este es el camino que lleva al Mirador de Ventanillas, primera toma de contacto con lo que el Torcal Alto puede ofrecer:




Con una hora libre para pasear por esta especie de "zona señalizada", me decidí a seguir a muchos visitantes que paseaban por allí. Este recinto abierto tiene varias rutas prediseñadas que el visitante puede recorrer siguiendo las señales que a tal efecto se pueden encontrar por toda la zona. Lo cierto es que más que hacer una ruta concreta, a mi lo primero que me sorprendía es la cantidad de gente que alcanzaba a subir a sorprendentes alturas, y más aún cuando no parecían ser escaladores profesionales ni poseer ninguna equipación especial. Así que por lógica, debía ser relativamente fácil llegar a subir hasta allá arriba:

En mi búsqueda de caminos para llegar a esas alturas (o lo más cerca posible), fui descubriendo más de cerca las formaciones rocosas que han hecho mundialmente famoso al Torcal:


Poco a poco iba elevándome más y más. Costaba un poco y el uso de uno o dos bastones de senderismo se hace casi imprescindible. Aunque las vistas merecían la pena:


A más altura, mejores vistas:


Cuando llegue a un saliente, me vi sorprendido por unas vistas verdaderamente espectaculares. Algo así es lo que yo venía buscando ver aquí. Además la vista se perdía en la distancia, con un día bastante despejado y soleado:



En forma de Panorama es como se puede apreciar verdaderamente la espectacular amplitud de las vistas que tenía desde aquella altura:


De camino de vuelta al autobús antes de volver, tuve tiempo de ver que algunos visitantes han encontrado sus "rincones favoritos" para tomar el sol en el Torcal, sólo que a una altura bastante sorprendente:


En definitiva, ¡he podido cumplir mi sueño de ir al Torcal! (y poder contarlo aquí).

2 comentarios:

Chary Serrano dijo...

Jose, como me gustaría hacer senderismo, seguro que disfrutásteis mucho

Creativo J dijo...

Pues no es por ponerte los dientes largos, pero la verdad es que disfrute especialmente de este senderismo. Por el senderismo en si, y porque realmente tenia muchas ganas de ir a ver por mi mismo el famoso Torcal de Antequera. Esas formaciones rocosas son realmente curiosas de ver. Si alguna vez tienes ocasion de ir, como comento en el articulo, cuando llegas al Torcal Alto te encuentras en un Centro de Visitantes con ciertas comodidades, quiero decir que no tienes que tragarte 10 Km de senderismo para llegar, puedes llegar con tu propio coche si quieres. Eso si, para andar por alli si te recomendaria zapatillas de senderismo y a ser posible un baston para andar con mas seguridad y poder superar los muchos desniveles que hay por alli.

Ahora lo unico que ahora no me satisface es lo lentisimo que se carga este articulo del blog, seguramente por los mas de 10 panoramas HD que lleva incrustados. Mira que son chulos de ver y tal, pero son un autentico lastre para la web. En fin, el Torcal merece la espera de que se cargue la pagina, eso seguro.

Se ha producido un error en este gadget.